De Temporada

¡Una leguminosa muy sabrosa y saludable!

Con la primavera llega una de las hortalizas leguminosas más arraigada a la cultura gastronómica y alimentaria de la cuenca mediterránea. Sabemos que 3.000 a. C. ya se comían en esta área. Las habas frescas y de proximidad nos acompañarán hasta finales del mes de mayo.

Las primeras habas que llegan al mercado son las de Murcia. A finales de marzo y, a medida que avanza la estación, nos llegan las de producción local, sobre todo, del Baix Llobregat y del Maresme. Nuestros mayoristas del Mercado Central de Frutas y Hortalizas de Mercabarna, expertos en este producto, nos aseguran que “Tenemos una muy buena temporada y que en Semana Santa, un momento donde es típico preparar platos con esta legumbre, tendremos las habas tiernas y buenísimas”. Además, podemos cocinarlas de maneras muy variadas y sabrosas a precios muy razonables.

En Primavera Habas frescas - AGEM - Mayoristas de frutas y hortalizas

7 cosas que debe saber sobre las habas frescas

¿Legumbre o verdura?

Las habas son legumbres, como las lentejas, los garbanzos, los guisantes y la soja. Son semillas limpias y sanas, procedentes de las plantas de la familia de las leguminosas. Hay que recordar que para una dieta saludable hay que comer entre 2 y 4 raciones de legumbres a la semana.

Pocas calorías

Las habas frescas engordan menos que las habas secas. De hecho, las habas frescas casi no tienen calorías, y los hidratos de carbono que contienen son de calidad, es decir, de asimilación lenta. Además, tienen mucha agua.

Muy saludables y nutritivas

Como todas las legumbres, las habas son alimentos muy ricos en proteínas, fibra, vitaminas y minerales, y contienen también una proporción importante de hidratos de carbono. En cambio, el contenido en grasas es muy bajo.

En cuanto a los minerales, el haba aporta hierro, magnesio y zinc. De vitaminas, contienen sobre todo del grupo B que, entre otras propiedades, favorece el buen funcionamiento del metabolismo.

Las habas reducen el colesterol y la hipertensión, y ayudan a combatir algunos tipos de cáncer y los radicales libres gracias a sus antioxidantes. Además son diuréticas.

¿Crudas o cocidas?

Preferiblemente, comedlas cocidas para aprovechar mejor sus propiedades y digerirlas mejor. Las habas se pueden hacer guisadas, en puré o cremas, o en potaje.

Si son muy tiernas, simplemente escaldarlas durante un minuto en agua hirviendo y luego pasarlas por agua bien fría para mantener el color. Si son más granadas, dejar un par de minutos.

Combatir las flatulencias

Las habas pueden resultar flatulentas debido a la fibra insoluble que contienen. Para evitar este efecto, se pueden cocer con hierbas como el hinojo, el comino, el anís, la menta o el laurel. Además, como todas las legumbres, hay que masticar bien para hacerlas más digestivas.

Cómo elegir las habas

Deben ser de color verde brillante. Mirad que no tengan manchas de color marrón. Al doblar el haba debe resultar flexible, si se parte con facilidad es que no está suficientemente fresca.

Cómo conservarlas en casa

Hay que conservarlas con la misma vaina. No desgranarlas hasta el momento de consumirlas o cocinarlas, de esta manera evitamos que se oxiden, se pongan oscuras y pierdan propiedad. Si son bien frescas, también se pueden conservar en casa, durante 3 o 4 días en un lugar fresco, seco y protegido de la luz.

AGEM

Escrito por: AGEM
Gremio de Empresarios Mayoristas de Frutas y Hortalizas de Barcelona y Provincia
Mercabarna
Datos: Marzo 2018

Cerca de ti - AGEM - Mercabarna - Mayoristas de frutas y hortalizas