China se está convirtiendo en uno de los mercados emergentes de mayor dimensión mundial para la industria agroalimentaria extranjera. Existen dos vectores que explican esta realidad e incentivan la adquisición de productos importados: (1) Crecimiento y consolidación de las clases medias urbanas (2) Los problemas de seguridad alimentaria vinculados a los deficientes sistemas de producción y distribución internos.

En este contexto, el mercado frutícola chino está experimentando un destacado crecimiento, en el que las importantes barreras de entrada favorecen una moderada presencia de competidores extranjeros, lo genera una mayor rentabilidad potencial para aquellos productores que consigan vender sus productos en este país.

Las frutas españolas encontrarán oportunidades comerciales a lo largo de los próximos años en China, vinculadas al aumento estimado de la demanda de fruta importada, junto a la aprobación del protocolo fitosanitario para la importación de cítricos españoles y la negociación en curso de un protocolo de frutas de hueso.

Aunque la demantda de productos agrícolas importados está aumentando, el mercado chino es muy complejo y requiere la definición de una estrategia a largo plazo. Los proveedores extranjeros deben afrontar obstáculos e incertidumbre vinculados a la arbitrariedad en ciertos despachos aduaneros o en la aplicación de regulaciones y procedimientos de inspección y cuarentena.

Acceda al documento completo pulsando el botón inferior. Pdf de 64 páginas (11Mb). Estudio de Mercado. 

Agradecimientos a

icex

Fuente: ICEX . Estudios de Mercado.
Autor: Guillermo Ruenes Pérez. Supervisión de la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España en Cantón.
Publicación: 2015